¿Influye el CBD en la presión arterial?

Publicado el:

El riesgo invisible de la hipertensión

Varios factores causantes de la hipertensión (el estrés, la falta de ejercicio físico, una dieta pobre y la obesidad) se ven influidos de forma positiva por el CBD, al menos en varios estudios preclínicos y con animales. Lo que podría ser un gran recurso para los aproximadamente 1.130 millones de personas que viven con esta enfermedad. Si desglosamos esta cifra, el carácter indiscriminado de la hipertensión se vuelve más aparente. En 2015, 1 de cada 4 hombres y 1 de cada 5 mujeres padecían hipertensión. Y para empeorar las cosas, existe un número considerable de factores de riesgo.

Las probabilidades de padecer hipertensión son mayores a medida que cumples años, si tienes un historial familiar de tensión arterial alta, si tienes sobrepeso, si fumas, si sufres de períodos prolongados de estrés, u otros trastornos crónicos (enfermedades renales, diabetes, apnea del sueño). En resumen, hay un montón de factores que pueden aumentar el riesgo de sufrir hipertensión.

La buena noticia es que la mayoría de estos factores de riesgo son manejables, y muchos de ellos, a base de pequeños cambios en el estilo de vida. Pero, para entender por qué esta enfermedad es tan frecuente, y cómo podría influir el CBD en ella, primero debemos analizar sus mecanismos.

Conceptos básicos sobre la hipertensión y su tratamiento

Para que nuestro corazón bombee sangre por todo el cuerpo, se necesita cierto grado de fuerza. Las arterias están diseñadas para hacer frente a las fluctuaciones de presión, pero cuando esta presión aumenta, se dan varios problemas.

La presión arterial se mide de dos formas distintas: presión sistólica y diastólica. La primera es la presión que se experimenta cuando el corazón bombea sangre, mientras que la segunda es la presión entre latidos, cuando el corazón descansa. Cuando nos toman la presión sanguínea, primero se mide la sistólica y luego la diastólica.

Por ejemplo, la presión arterial ideal estaría en el rango de entre 90/60 y 120/80mmHg (la presión arterial se mide en milímetros de mercurio). Una persona con hipertensión tendrá una presión arterial de 140/90mmHg o más.

Como te puedes imaginar, una presión alta prolongada puede causar daños graves al corazón. Con el paso del tiempo, el aumento de la presión sanguínea hace que las arterias se endurezcan, lo que reduce el flujo de sangre. En el peor de los casos, la presión arterial alta puede causar angina, infarto de miocardio, insuficiencia cardíaca, latidos irregulares y ruptura de las arterias.

Aunque la prevención es una estrategia excelente para reducir los casos de hipertensión, habrá circunstancias en las que su gestión será la única opción. En estos casos, se recomienda reducir el estrés mental, comprobar la presión arterial de forma habitual, y recibir un tratamiento. Es en este último caso (el tratamiento de la presión arterial) en el que el CBD podría desempeñar un papel clave.

¿Qué efecto puede tener el CBD sobre la hipertensión?

Si bien es posible reducir la presión sistólica y diastólica a través de la gestión de los factores de riesgo, cada vez hay más interés en los efectos del CBD, no solo para la hipertensión, sino para la salud cardiovascular en general.

En 2017, la revista Journal of Clinical Investigation publicó un estudio sobre los efectos del CBD sobre la presión arterial. A nueve voluntarios masculinos sanos se les administró una dosis de 600mg de CBD o un placebo. Durante el estudio doble ciego controlado con placebo, se llevó a cabo un seguimiento de varios "parámetros cardiovasculares".

Dos de estos parámetros eran la presión sanguínea sistólica que hemos mencionado antes, y la frecuencia cardiaca. Los investigadores concluyeron que "la administración aguda de CBD reduce la PS en reposo y el aumento de la PS ante el estrés en humanos". Hay que señalar que el tamaño de la muestra utilizada era muy pequeño, especialmente en comparación con los ~1.130 millones de personas que viven con hipertensión. Por ello, aunque resulta alentador, es necesaria mucha más investigación, una advertencia que se incluye el propio estudio.

Tratamiento de la hipertensión en el futuro

Tal vez sea demasiado pronto para decir si el CBD tiene potencial para ser utilizado en el tratamiento de la hipertensión, pero, afortunadamente, eso no ha detenido a los investigadores. Además del estudio anterior, los cannabinoides han llamado la atención de la revista académica British Journal of Clinical Pharmacology. Los resultados parecen indicar que el CBD ejerce una influencia positiva sobre la hipertensión. Aun así, como ya hemos señalado, muchos de los estudios se han realizado con muestras de tamaño pequeño, in vitro, o con animales.

En lo referente a la prevención y tratamiento de la hipertensión, consulta con tu médico antes de optar por un plan de acción.

Regístrate a nuestro boletín y disfruta y consiga un 10% de descuento en un pedido

¿Qué producto necesito?