CBD más puro del mundo

CBD más puro del mundo

Nuestros productos, elaborados con el mejor cáñamo cultivado en Europa, están disponibles en diversas concentraciones para equilibrar tu cuerpo

COMPRAR AHORA

 

CBD: lo que necesitas saber

El CBD (cannabidiol) pertenece a una familia de compuestos llamados cannabinoides. Son únicos porque existen fuera del cuerpo y, cuando se consumen, pueden influir sobre una amplia red de receptores.

Sigue leyendo para descubrir qué es el CBD y cómo funciona exactamente.

¿Qué es el CBD?

El cannabidiol (abreviado como CBD) es uno de los más de cien compuestos orgánicos que están presentes en las plantas de cáñamo. Conocidos como cannabinoides, esta familia de sustancias químicas trabaja junto a moléculas más pequeñas para ayudar a que las plantas produzcan enzimas y ahuyenten las plagas.

Pero, cuando el ser humano consume CBD y otros cannabinoides, sucede algo realmente extraordinario.

Los cannabinoides interactúan con una extensa red de receptores que existe en todos nosotros. El alcance total de esta interacción sigue siendo objeto de investigación, pero podría afectar al sueño, el apetito, el ánimo, etc.

Afortunadamente, el CBD no solo interactúa con nuestro cuerpo de diversas formas, sino que además se tolera bien y no es tóxico. Esta combinación beneficiosa ha despertado mucho interés.

¿De dónde viene el CBD?

Aunque el CBD se puede encontrar en prácticamente todas las especies de Cannabis sativa, el cáñamo tiene las concentraciones más altas.

El cáñamo es una variedad de Cannabis sativa que fue domesticada hace más de 6000 años en la antigua China. Desde entonces, la planta ha sido criada de forma selectiva por sus propiedades comerciales, convirtiéndose en una fuente natural y rica de CBD.

Sin embargo, como ya hemos mencionado, el CBD no es el único cannabinoide. Aunque la mayoría de estos compuestos (incluyendo el CBD) no son psicoactivos, todas las familias tienen un miembro atípico.

La familia de los cannabinoides también incluye el THC, el compuesto ilegal que está presente en las cepas de marihuana.

CBD vs THC

¿Qué diferencia hay entre el CBD y el THC?

Es probable que hayas oído hablar del THC mucho antes que del CBD. El THC (abreviatura de tetrahidrocannabinol) no es solamente el principal motivo por el que la marihuana (otra subespecie de Cannabis sativa) es ilegal en gran parte del mundo, sino que además es conocido por producir efectos psicotrópicos (subidón).

Afortunadamente, no todos los cannabinoides son iguales, y aunque pueden existir diferencias sutiles entre sus estructuras químicas, son suficientes para modificar sus efectos de forma notable.

Las diferencias en la estructura química del CBD significan que no interactúa con el cuerpo de la misma manera que el THC. Como resultado, este cannabinoide no es tóxico, no coloca y, según la Organización Mundial de la Salud (OMS), no tiene potencial de abuso.

¿Cómo funciona el CBD?

Saber de dónde procede el CBD es una cosa, pero ¿qué hay de esa interacción tan importante de la que hablamos?

Para que el CBD ejerza su efecto, necesita un punto de contacto: el sistema endocannabinoide. Su nombre puede sonar complicado, pero desempeña un papel bastante sencillo.

El sistema endocannabinoide o SEC existe en todos los mamíferos, como perros y gatos, e incluso en animales no mamíferos como el pez dorado.

El papel del SEC en el ser humano es un descubrimiento relativamente nuevo (a principios de los años 90), y el motivo por el que su investigación aún sigue en curso, pero la importancia de este sistema no debe subestimarse.

Lo que sí sabemos es lo siguiente: el SEC funciona como un sistema regulador que desempeña un papel importante en los órganos vitales, el cerebro y los sistemas nervioso e inmunológico.

Su trabajo consiste en observar todos estos sistemas y asegurarse de que funcionen adecuadamente, y que reciban los recursos que necesitan cuando los necesitan. Si por alguna razón no es así, intentará ayudar liberando ciertos compuestos biológicos y enzimas.

El CBD actúa como el director general de tu sistema endocannabinoide.

No se implica directamente en su funcionamiento diario, pero se asegura de que las enzimas y los compuestos químicos de tu cuerpo estén donde deben estar cuando sea necesario. Pero el CBD también puede tomar el mando y en ocasiones interactúa con los receptores conectados al SEC.

¿Cómo interactúa el CBD con el sistema endocannabinoide (SEC)?

Para que el SEC entre en acción, debe ser activado por cannabinoides como el CBD.

Algo que hace a través de dos tipos de receptores: CB1 y CB2. Ambos receptores funcionan como puntos de acceso para el SEC (una especie de puerta entre el cuerpo humano y los cannabinoides).

Los receptores CB1 se encuentran principalmente en el cerebro y partes del sistema nervioso central, mientras que los CB2 están presentes en el sistema inmunológico y el aparato digestivo.

Sin embargo, para garantizar que solo accedan por la vía correcta los compuestos adecuados, los receptores tienen una especie de "candado". Cuando un receptor interactúa con el cannabinoide correcto, la vía se desbloquea y el SEC actúa.

La "llave" del CBD no encaja perfectamente en los "candados" de los receptores CB1 y CB2, pero influye en ellos de otras maneras. En lugar de abrir la vía de forma directa, el CBD favorece la unión de diferentes sustancias químicas y enzimas.

Cuando esto ocurre, experimentamos varios de los efectos por los que es famoso este compuesto. Sin embargo, aunque el CBD no es el único compuesto que puede estimular los receptores CB1 y CB2, es uno de los pocos que no producen efectos psicoactivos.

Los receptores CB1 y CB2 no son los únicos receptores sobre los que influye el CBD

El papel del CBD como un director general versátil va más allá de los receptores CB1 y CB2.

También influye en receptores que no están directamente relacionados con el SEC; como los receptores que provocan la liberación de serotonina (5-HT), una sustancia química que favorece la sensación de felicidad y bienestar.

El CBD también interactúa con los canales TRP, pero no dejes que este nombre te intimide, ya que su papel es muy sencillo.

Los canales TRP existen dentro de las células y actúan como el cuadro de mandos de los coches, controlando factores como la temperatura y el dolor. Si detectan una temperatura demasiado baja o demasiado alta, envían una señal para que el cuerpo pueda actuar.

Por último, el CBD también provoca una reacción por parte de los receptores del hígado (PPAR-alfa). Esto acelera el metabolismo dentro del hígado y es algo que los científicos todavía están intentando entender.

El CBD también desempeña un papel en la producción y descomposición de las enzimas

Antes hemos mencionado que el CBD pertenece a una familia de compuestos llamados cannabinoides. Mientras que estos existen fuera del cuerpo, la fisiología humana ha desarrollado su propio tipo de cannabinoides, llamados endocannabinoides.

Son parecidos al CBD en cuanto a estructura molecular, pero se producen de forma natural (dentro del cuerpo).

Uno de los endocannabinoides más influyentes es la anandamida (AEA).

El cuerpo descompone las concentraciones altas de AEA, pero el CBD tiene la insólita capacidad de ralentizar este proceso. Todavía nos queda mucho por aprender sobre las posibilidades relacionadas con esta reacción, pero los investigadores creen que una concentración alta de AEA podría influir en el apetito, los patrones del sueño y el estado de ánimo.

¿Cómo te hace sentir el CBD?

El sistema endocannabinoide de cada persona es único y, como tal, la influencia del CBD varía ligeramente de una persona a otra. Pero si echas un vistazo rápido en internet, encontrarás cientos de documentos de investigación y aún más testimonios sobre la gran influencia del CBD.

También hay que tener en cuenta la concentración y la dosis.

Cuanto más fuerte sea un aceite de CBD, o cuanto mayor sea la dosis, más potente será su influencia, pero no necesariamente para todas las personas.

La forma más sencilla de averiguar cómo te hace sentir el CBD es probándolo tú mismo/a. Afortunadamente, este compuesto no es tóxico, no coloca y es fácil de incluir hasta en los estilos de vida más ajetreados.

¿Qué productos de CBD hay?

La forma en que consumimos el CBD no solo cambia la rapidez de sus efectos, sino también la duración de los mismos.

Ahora que ya tenemos una idea de cómo funciona el CBD y la gran influencia que puede tener, tiene sentido que pasemos a los distintos tipos de productos que existen. 

Aceite

El aceite de CBD sigue siendo una de las formas más habituales de consumir CBD. Es fácil de dosificar y, dependiendo del aceite portador, proporciona numerosos beneficios nutritivos secundarios. Tampoco se necesita mucho para sentir sus efectos; unas gotas a lo largo del día son suficientes para potenciar el bienestar.

Cápsulas de CBD

Discretas y sencillas, las cápsulas de CBD contienen CBD y un aceite portador de oliva. Son una opción estupenda para cuando necesitas tomar CBD fuera de casa o si no te gusta el sabor del aceite de CBD. Las cápsulas de CBD también están disponibles con distintas concentraciones, por lo que es muy fácil adaptarlas a tus necesidades.

Cremas de CBD

Las cremas de CBD localizan los efectos del cannabinoide. En lugar de influir sobre el SEC desde dentro, ejercen sus efectos sobre los receptores de la piel, proporcionando una gran variedad de resultados. El CBD también trabaja en armonía con un montón de ingredientes probados para el cuidado de la piel, lo que lo convierte en un poderoso aliado independientemente de tu rutina de belleza.

Suplementos de CBD

Una de las principales ventajas del CBD es la sinergia que forma con numerosos ingredientes naturales. Como resultado, cada vez hay más suplementos de CBD que combinan el cannabidiol con vitaminas, bálsamos, melatonina, etc.

Si está intentando tratar una afección en particular, merece la pena comprobar si hay un suplemento de CBD concreto que podría ayudarte.

¿Qué producto de CBD es más adecuado para mí?

El producto más adecuado para ti dependerá de tus necesidades y circunstancias. Independientemente del que elijas, debes saber que no hay un producto de CBD mejor que otro, así que tómate tu tiempo para encontrar el que más te convenga.

Si todavía no conoces los diferentes métodos de consumo de CBD, este artículo explica todo lo que necesitas saber.

Independientemente del producto, siempre es mejor empezar con poco y despacio.

Con esto nos referimos a un producto de baja concentración unas cuantas veces al día.

Este enfoque no solo le da tiempo a tu cuerpo a acostumbrarse, sino que también te permite encontrar una rutina que funcione para ti.

La gente decide tomar CBD por varias razones, y es fundamental que encuentres el producto adecuado para tus necesidades. Recuerda: el CBD funciona bajo un principio de equilibrio, y esto también hace referencia a la forma en que se consume.

¿Por qué es el CBD tan popular?

Hemos cubierto muchos aspectos, por lo que merece la pena recapitular. Para ello, vamos a volver al ejemplo del CBD como director general.

El CBD favorece la capacidad del cuerpo para mantener el equilibrio y funcionar correctamente.

Puede desempeñar varios papeles, y al hacerlo, influye en una gran variedad de procesos y sistemas biológicos.

Este compuesto se tolera bien, tiene efectos secundarios leves, y está disponible en numerosos formatos.

Es importante recordar que los resultados pueden variar; el cuerpo de cada persona es ligeramente diferente, incluyendo el SEC y los receptores. Para obtener más información sobre este fenómeno, consulta nuestro artículo sobre la dosificación del CBD.

En última instancia, la clave para que el CBD funcione es encontrar un productor de confianza que ofrezca resultados de pruebas y la potencia necesaria para satisfacer tus necesidades.

En la tienda de Cibdol encontrarás una selección de aceites, cápsulas, suplementos y cosméticos con CBD líderes en el sector.

O, si quieres descubrir más sobre el potencial del CBD y cómo funcionan los receptores cannabinoides, busca en nuestra Enciclopedia del CBD todo lo que necesitas saber.

¿Qué producto necesito?
As Seen On: