COMPRA 3 Y PAGA SOLO 2 ¡en todos nuestros productos! Hasta un 33% de descuento, utiliza el código CIBDOL3

Concentración

La concentración es un concepto fascinante, sobre todo porque su objeto puede variar mucho de una persona a otra. Ya sea para los videojuegos, los estudios o adelantar trabajo, una concentración mejorada es el punto culminante de nuestra memoria, atención y tiempo de reacción. Para averiguar todo lo que debes saber sobre la concentración, y cómo mejorarla, sigue leyendo.

¿Qué significa concentrarse?

¿Qué significa concentrarse?

El objeto de tu concentración puede diferir del de otra persona, pero el principio es el mismo: "el acto de centrar tu interés y atención en algo". Ese algo puede ser el trabajo, un videojuego, e incluso los estudios o las tareas de casa. Independientemente de lo que sea tu "algo", la concentración ayuda a que tu mente enfoque toda su atención en la tarea que tienes entre manos.

Pero, ¿qué ocurre cuando este proceso que solemos dar por hecho no funciona? ¿Qué opciones tienes cuando necesitas concentrarte y no puedes? Desafortunadamente, no existe una solución rápida. Lo que sí hay son unos cuantos recursos a corto plazo en forma de suplementos, pero no sustituyen a una dieta, ejercicio y descanso equilibrados.

¿Por qué no puedo concentrarme?

La falta de concentración puede ser nefasta, especialmente si estás bajo presión para finalizar una tarea o actividad. Sin embargo, una capacidad de concentración pobre es un fenómeno muy habitual, sobre todo en la época actual.

Para concentrarnos, debemos enfocar toda nuestra atención en la tarea en cuestión, pero si a esto le sumamos el estrés laboral, una mala alimentación, un estilo de vida cada vez más sedentario, y un descanso insuficiente, concentrarse se vuelve casi imposible. La mayoría de las veces, la incapacidad para concentrarnos se debe a una falta o exceso de algo, como por ejemplo:

Alcohol

Aunque seguramente no te sorprenda, el consumo excesivo de alcohol contribuye de forma importante a la falta de concentración. De hecho, la influencia del alcohol entorpece la concentración mediante el bloqueo de las señales químicas del cerebro, lo que hace que nos resulte más difícil controlar nuestro comportamiento y demostrar sensatez en nuestras decisiones y razonamientos.

Tabaco

Aunque algunas personas creen que fumar mejora la concentración, al menos a corto plazo, es un planteamiento engañoso. Ese estimulo casi inmediato del estado de ánimo y la concentración desaparece rápidamente, dando paso a la irritabilidad, la ansiedad y el mono de nicotina. Este anhelo rápidamente toma el control del razonamiento lógico, interrumpiendo nuestra capacidad de concentración.

Distracciones

Lamentablemente, en la actualidad, el exceso de información es una de las principales causas de la falta de concentración. Aunque mucha gente cree que la capacidad de realizar varias tareas a la vez es algo positivo, nuestro cerebro tiene un límite en cuanto a la cantidad de actividades que podemos realizar de manera efectiva; la palabra clave es "efectiva".

Interrumpir el trabajo para revisar el correo electrónico es un escenario muy típico, pero es posible que te hayas dado cuenta de que tardas varios minutos en volver a concentrarte. Esto ocurre porque la mínima distracción es capaz de interrumpir la capacidad de nuestro cerebro para concentrarse. Todo el tiempo que dedicas a volver a concentrarte se irá acumulando, aunque en ese momento no sientas que pierdes el tiempo.

Por otro lado, la dificultad para concentrarte también podría deberse a que no estás recibiendo suficiente de algo que necesitas, como por ejemplo:

Dieta

Tanto tu mente como tu cuerpo necesitan una alimentación adecuada para sentirte lo mejor posible. Si no le das a tu mente el combustible que necesita para funcionar, no podrás concentrarte cuando sea necesario. Una dieta equilibrada suele ser la mejor solución.

También puedes intentar suplementar tu alimentación con ciertas vitaminas, minerales y otros compuestos, con el fin de completar tu nutrición, y de esta forma favorecer la concentración (más sobre esto después).

Ejercicio

El ejercicio, o más concretamente su falta, tiene un efecto importante sobre la calidad de nuestra concentración. Una actividad física habitual potencia los niveles naturales de dopamina, noradrenalina y serotonina. Estas tres hormonas desempeñan un papel fundamental en la concentración y la atención, por lo que es fundamental hacer ejercicio para beneficiarnos de estos efectos cognitivos.

También hay pruebas que indican que el ejercicio aeróbico aumenta el tamaño del hipocampo, una zona del cerebro que está directamente relacionada con la memoria y el aprendizaje. En resumen, la falta de ejercicio garantiza la interrupción de la concentración.

Sueño

La privación de sueño es un factor bien documentado que contribuye a la falta de concentración. No solo afecta a la toma de decisiones, sino que además hace que sea mucho más difícil prestar atención y realizar tareas que requieren de un razonamiento lógico.

Durante un descanso reparador, la mente se recupera de los acontecimientos del día, genera nuevas sinapsis, y procesa los pensamientos y las emociones. Sin estos procesos fundamentales, concentrarse en tareas complejas resulta mucho más duro y produce una sensación muy conocida: la confusión mental.

Cómo mejorar la concentración

Si no sabes por dónde empezar para mejorar tu concentración, hay un montón de actividades sencillas y varios suplementos que pueden ayudarte a optimizar tu rendimiento mental. Es importante señalar que ningún ejercicio o suplemento por sí solo mejora el rendimiento cognitivo.

Para mejorar la concentración hay que desglosar el concepto en tres áreas clave: memoria, atención y tiempo de reacción. Si te centras en el área en la que tienes más dificultades podrás reforzar tu capacidad de concentración; pero no olvides alimentarte bien y dormir suficientes horas.

Cómo mejorar la memoria

Si quieres mejorar tu memoria, la buena noticia es que hay numerosas actividades que puedes probar. La mayoría se pueden llevar a cabo en pocos minutos, pero la clave está en la constancia.

Meditación y conciencia plena

Meditación y conciencia plena

Aunque estas dos prácticas son parecidas, presentan diferencias importantes. La meditación es un proceso físico en el que se utilizan técnicas de respiración y relajación. Aunque la conciencia plena también incluye una respiración controlada, se trata de un proceso más fluido en el que se intentan centrar los pensamientos y desarrollar la conciencia.

Independientemente de la que elijas, meditación o conciencia plena, se cree que ambas ayudan a mejorar el funcionamiento de la memoria y la memoria funcional espacial (la capacidad de retener y procesar la información), y reduce el deterioro de la memoria relacionado con la edad.

Vitamina D

La vitamina D está relacionada con numerosas funciones corporales, y su deficiencia puede conducir rápidamente a varios problemas de salud. En lo que respecta a la concentración, la falta de vitamina D podría causar una reducción de la capacidad cognitiva, que también empeora a medida que envejecemos.

Afortunadamente, recargar el nivel de vitamina D del cuerpo es muy fácil. El método más sencillo es pasar más tiempo al aire libre (de forma segura, por supuesto). Nuestro cuerpo utiliza la luz natural del sol para producir vitamina D y, para la mayoría de las personas, esto es más que suficiente.

Sin embargo, si vives en un clima en el que es difícil pasar tiempo en el exterior, también puedes probar a tomar pescado azul, carnes rojas, huevos, o suplementos de vitamina D especialmente formulados.

Cómo mejorar la atención

Cómo mejorar la atención

El segundo paso para mejorar la concentración es la atención. La atención desempeña un papel muy importante en el nivel de la concentración, especialmente cuando te enfrentas a una fecha límite en el trabajo o estás en mitad de un examen.

Entrenamiento cerebral

Para potenciar el "esfuerzo mental" que dedicas a una determinada tarea, tienes que pensar en la atención como si fuera un músculo. Y, como todos los músculos, se puede entrenar para fortalecerla y que dure más.

Una forma divertida y sencilla de mejorar la atención es con pasatiempos que requieran de reflexiones complejas, como los sudokus, el ajedrez o los juegos de memoria. Este tipo de actividades hacen maravillas con nuestra atención, y son adecuadas tanto para niños como para adultos.

Dieta y suplementos

Si necesitas estimular la concentración a corto plazo, ciertos alimentos y suplementos pueden ayudarte. La cafeína es la opción más habitual, pero los suplementos que contienen vitamina K, extracto de semilla de guaraná y ácidos grasos omega-3, también ayudan.

Antes de decidirte por un suplemento, deberás valorar sus beneficios respecto a tu estilo de vida actual. Y en caso de duda, habla con tu médico.

Cómo mejorar el tiempo de reacción

El tercer y último factor de la concentración es el tiempo de reacción. Un tiempo de reacción mejorado hace que nos resulte más fácil alternar entre tareas cuando nos distraemos, refuerza nuestra capacidad para pensar en el momento, y potencia nuestro rendimiento deportivo y en los juegos.

Técnicas de calentamiento

Las reacciones rápidas dependen de la velocidad tanto mental como física. El calentamiento es fundamental para mejorar nuestras reacciones por una sencilla razón: la temperatura. El calor permite que los átomos se muevan más deprisa, lo que se traduce en unos tiempos de reacción celular más rápidos.

Comienza moviendo las manos e imitando los movimientos que vas a hacer, o caliéntalas sosteniendo una taza de té o café. Parece bastante simple, pero si alguna vez has intentado llevar a cabo un trabajo delicado o preciso con las manos frías, sabrás cuánto ayuda el calor.

Práctica

Para mejorar los tiempos de reacción hay que practicar; no hay ningún truco para reaccionar más rápido. Sin embargo, no debes realizar los mismos movimientos una y otra vez.

Nuestra respuesta de reacción es a la vez física y mental, así que intenta exponerte a varios estímulos. Hacer frente a situaciones nuevas o únicas te ayudará con los tiempos de reacción mental, aumentando lentamente tu capacidad de actuar por impulso.

¿Ayuda el CBD con la concentración?

¿Ayuda el CBD con la concentración?

Los suplementos son una opción muy habitual para mejorar la concentración, pero entre todos los productos del mercado, ¿cómo ayuda el CBD?

Antes de nada, vamos a ver rápidamente qué es el CBD y cómo afecta al cuerpo. Extraído del cáñamo, el CBD es un suplemento completamente natural, que se consume con más frecuencia en forma de aceite. No coloca y se tolera bien, pero la ausencia de toxicidad es su ventaja más importante. Y lo que hace que el cannabidiol destaque es su variada influencia sobre la mente y el cuerpo.

El CBD interactúa con unos receptores especiales que están repartidos por todo el cuerpo, desencadenando cambios biológicos que contribuyen a un estado homeostático. Para concentrarnos de forma adecuada, nuestro cuerpo debe funcionar a toda máquina, por lo que el CBD podría proporcionar un impulso muy necesario.

Sin embargo, este supuesto efecto del CBD sobre la concentración no es tan directo como parece. El cannabidiol parece reforzar el organismo en general, en vez de potenciar áreas específicas relacionadas con la concentración. Afortunadamente, la forma en que pensamos y sentimos influye en nuestra capacidad de concentración, por lo que el efecto del CBD sobre el estado de ánimo, el dolor, el apetito y el sueño, podría ser decisivo para mejorar la concentración.

¿Es el CBD capaz de mejorar la memoria?

La mente es un organismo muy complejo, lo que impide que los investigadores nos den una respuesta definitiva sobre la eficacia del CBD. Sin embargo, los estudios preclínicos y con animales tienen unos resultados muy prometedores.

La mayor parte de ellos señalan a un mismo mecanismo: la neurogénesis. Se cree que el CBD favorece la neurogénesis, que es el medio por el que nuestro cuerpo desarrolla las neuronas. Aunque es cierto que la neurogénesis se produce de forma natural, este proceso se deteriora con la edad, y cualquier impulso conlleva importantes beneficios. La falta de nuevas neuronas aumenta el riesgo de padecer enfermedades cognitivas como el Alzheimer, y el declive de la memoria de reconocimiento social.

Dada lo sofisticada que es nuestra función cerebral (especialmente la memoria), todavía quedan muchas variables por analizar. Afortunadamente, la investigación sigue su curso, y muchos científicos se centran en cómo puede ayudar el CBD a aliviar enfermedades cognitivas como la esquizofrenia, el Alzheimer y la isquemia cerebral.

Conclusión: mejorar el rendimiento mental es cuestión de equilibrio

Mejorar el rendimiento mental es cuestión de equilibrio

No hay atajos para mejorar el rendimiento mental, ya sea con respecto a la atención, la memoria o las reacciones. Concentrarse en la tarea que se tiene entre manos es una habilidad en sí misma, pero una habilidad que se puede reforzar con unos sencillos cambios de estilo de vida.

Comer bien, hidratarse y dormir lo suficiente; aunque parecen insignificantes, estas actividades tienen un enorme impacto sobre nuestra capacidad de concentración. Pero si tienes dificultades para equilibrar esos tres elementos, los suplementos proporcionan un impulso a corto plazo. Recuerda: no son un sustituto de un estilo de vida activo y equilibrado, pero están ahí para ayudarte cuando más los necesitas.

La confusión mental y la falta de concentración son problemas inevitables hasta cierto punto de la sociedad moderna, pero no deberían impedirte hacer lo que más te gusta, o lo que tienes que hacer. Ya sea al disfrutar de los videojuegos, hacer deporte, terminar un proyecto de trabajo o estudiar, siempre habrá momentos en los que la concentración será de suma importancia; y aquí es dónde unos sencillos cambios de estilo de vida pueden hacer milagros.

Preguntas frecuentes

¿Mejoran los suplementos la concentración para jugar a videojuegos?
A corto plazo, ciertos suplementos pueden proporcionar un pequeño impulso para concentrarte, que abarca la memoria, el tiempo de reacción y la atención.
¿Podrían mejorar los suplementos la concentración para estudiar?
Algunos suplementos podrían mejorar la concentración a corto plazo, pero el mejor enfoque para mejorar la concentración y la memoria a largo plazo es un estilo de vida equilibrado.
¿Qué producto necesito?
As Seen On: