¿Puede el aceite de CBD estimular el apetito?

¿Puede el aceite de CBD estimular el apetito?

Nuestra relación con la comida es compleja, ya que los factores genéticos y ambientales influyen en la cantidad de alimentos que comemos. Un apetito saludable es crucial para un funcionamiento robusto, entonces ¿cómo podría el aceite de CBD contribuir a tu bienestar?

Cómo funciona el apetito

Para entender si el aceite de CBD puede estimular el apetito, primero es necesario comprender qué pasa en nuestro cuerpo cuando sentimos hambre. En este sentido, es importante resaltar la diferencia entre hambre y apetito.

El hambre es la necesidad de comer, un mecanismo de supervivencia innato que mantiene nuestro cuerpo en condiciones óptimas. Al fin y al cabo, la comida es energía, y sin la energía necesaria para moverse, ¡nuestros ancestros prehistóricos no habrían durado mucho tiempo!

Por otro lado, el apetito es el deseo de comer. Cuando tenemos hambre necesitamos comida, pero nuestro apetito es el que define los tipos de alimentos que nos gustan y nos resultan apetecibles. En pocas palabras, el apetito es "un deseo natural de satisfacer una necesidad corporal, especialmente la comida".

Es totalmente normal sentir hambre y buscar comida. Pero lo que suele causar estragos en nuestros hábitos alimenticios son los factores ambientales, además de los mecanismos fisiológicos (enzimas, neuroquímicos y señalización de los receptores).

Por ejemplo, imagina que estás en una reunión familiar o un evento laboral. Aunque hayas comido antes, es muy probable que comas los aperitivos o la comida. En este caso, lo que nos impulsa a comer no es una necesidad física, sino una necesidad psicológica; la forma en que pensamos y sentimos también afecta la cantidad o la frecuencia con que comemos.

¿Cómo afecta el aceite de CBD al apetito?

¿Puede el aceite de CBD estimular el apetito?

La especie Cannabis sativa es conocida por su efecto en la cantidad de alimentos que ingerimos, debido al THC. Al unirse a los receptores cannabinoides del cerebro, el THC anula las señales que normalmente indicarían a nuestro cuerpo que estamos llenos. Pero, en el caso del aceite de CBD, no estamos consumiendo THC. El aceite de CBD se obtiene del cáñamo, una variante de la especie Cannabis sativa con niveles mínimos de THC, sin efectos secundarios psicotrópicos.

En lugar de unirse directamente a los receptores cannabinoides, el CBD parece funcionar de forma indirecta, potenciando la eficiencia del sistema endocannabinoide, que es una amplia red responsable de mantener el equilibrio. Afortunadamente para nosotros, ese equilibrio se extiende a mecanismos biológicos fundamentales como el estado de ánimo y el apetito.

Pero la amplia influencia del CBD presenta un problema. Mientras que algunas evidencias sugieren que el aceite de CBD puede promover el apetito, otros resultados indican que puede reducir la sensación de hambre. Entonces, ¿qué hipótesis es la correcta?

¿Puede el aceite de CBD aumentar el apetito?

La capacidad del CBD para estimular el apetito podría provenir de su influencia sobre los receptores de serotonina. Los receptores 5-HT juegan un papel importante en el apetito y la digestión, y los estudios sugieren que el CBD podría ayudar a aumentar el apetito al reducir los síntomas del malestar de estómago, en lugar de afectar directamente a la sensación de hambre. 

¿Puede el aceite de CBD suprimir el apetito?

Por otro lado, existe la posibilidad de que el aceite de CBD pueda suprimir el apetito. De nuevo, parece ser que esto no está tan relacionado con el cannabinoide afectando directamente los mecanismos involucrados con el apetito, sino más bien con los efectos calmantes del CBD. Recuerda que los factores psicológicos influyen enormemente en nuestro apetito, y muchas personas comen como mecanismo de defensa para afrontar la situación, cuando se sienten presionadas o incómodas.

Cómo usar aceite de CBD para promover un apetito saludable

Las investigaciones sobre el CBD y el apetito aún están en desarrollo, pero no subestimes el potencial de este cannabinoide. Unas gotas de aceite de CBD te podrían ayudar a centrarte en desarrollar hábitos que fomenten un apetito saludable, a la vez ayudan a tu cuerpo a mantener un estado de equilibrio.

Sin embargo, la dificultad está en desarrollar hábitos que funcionen junto con el aceite de CBD; pero Cibdol puede ayudarte. A continuación, mostramos varias formas sencillas de fomentar y mantener un apetito sano.

Mantente activo/a

Probablemente esto no sea ninguna sorpresa, pero mantenerse activo es una de las mejores formas de tener un buen apetito. En primer lugar, al hacer ejercicio físico (independientemente de lo que hagas) quemarás calorías. Esto no solo es genial para perder peso, sino que significa que podemos disfrutar de los dulces con un poco más de libertad. Aunque es fundamental adoptar una alimentación sana y equilibrada, y la mayor parte de tu dieta debería ser saludable, también es importante poder comer los alimentos que te gustan, ¡aunque sea un pastel!

En segundo lugar, si tienes dificultades para comer de forma regular, el ejercicio también puede ayudarte. Las sesiones de cardio liberan endorfinas que nos hacen sentir bien y animan al cuerpo a querer recargarse.

Supleméntate con ácidos grasos omega

Los ácidos grasos omega ofrecen una gran cantidad de ventajas, incluyendo su efecto positivo para perder peso. Pero no todos los ácidos grasos omega son iguales, por lo que es esencial centrarse en los ácidos grasos omega-3 presentes en el pescado azul, las nueces y las semillas de cáñamo. De hecho, el aceite de semillas de cáñamo prensado en frío es una gran fuente de omega-3, antioxidantes y proteínas vegetales.

Sigue un horario

Los humanos somos criaturas de hábitos. Pero, con el ajetreo del trabajo y la vida social, comer suele ser la primera cosa que dejamos de hacer. Sin embargo, si solamente comemos cuando podemos, en lugar de hacerlo a intervalos fijos, esto contribuye a desarrollar hábitos alimenticios poco saludables. En cambio, si procuramos comer siempre a la misma hora, puede evitar que nos demos un atracón e intentemos saciar el hambre con snacks.

Aceite de CBD y apetito: conclusión

El apetito es un mecanismo complejo. Teniendo en cuenta las características del aceite del CBD y la diversidad de nuestro sistema endocannabinoide, todavía queda mucho por aprender sobre cómo puede afectarnos el aceite.

Es importante entender que nuestra relación con la comida es tanto física como emocional. Aunque el aceite de CBD puede afectar el apetito de forma diferente en cada persona, incluirlo en una dieta sana es un gran comienzo para alcanzar el bienestar.

¿Por qué no visitar la tienda de Cibdol y explorar nuestra amplia selección de ofertas, aceites y cápsulas de CBD? O, si te interesa el CBD, pero ya sabes qué producto es más adecuado para ti, nuestra Enciclopedia de CBD puede ayudarte.

¿Qué producto necesito?
As Seen On: