¿Cuáles son los beneficios de los liposomas para el CBD?

Publicado el:

Con la demanda de CBD en su máximo histórico, nuestra prioridad es elaborar el mejor producto posible. Y la clave para ello radica en algo tan pequeño que se necesita un microscopio para apreciar su encanto. En buena parte responsables de esto, los liposomas son fosfolípidos microscópicos que forman una barrera protectora alrededor de los ingredientes esenciales, aumentando su absorción por parte del cuerpo.

En este caso, el ingrediente en cuestión es el CBD. Por medio de un proceso científico de última generación, la manipulación de estos liposomas nos ha permitido diseñar un producto de calidad superior. Un producto que facilita una mayor eficacia en la absorción del CBD, evitando que se descomponga en el tracto gastrointestinal.

¿Qué son los liposomas?

Descubiertos por primera vez en 1961 por Alec D. Bangham y R.W. Horne, su viabilidad como medios no tóxicos de administración selectiva de medicamentos, no tuvo lugar hasta 1965. Los liposomas son unas vesículas en forma de esfera compuestas por una o varias bicapas fosfolipídicas. Los liposomas se utilizan en diversos campos (física, biofísica y química), pero es su capacidad para distribuir moléculas activas al lugar de la acción, lo que hace que sean el aliado perfecto para el CBD.

Esta bicapa creada por los liposomas actúa como una barrera que protege las moléculas de su interior. Esto se debe a que los liposomas contienen una cabeza hidrófila y una cola hidrófuga. Las cabezas se unen a los líquidos y las colas los rechazan. Mediante un proceso de extrusión o sonicación, los científicos pueden formar una burbuja o bicapa alrededor de las moléculas líquidas, protegiéndolas del sistema digestivo. En lugar de disolverse en el estómago y tardar un tiempo en llegar a la zona deseada, viajan de forma segura por el tracto digestivo y pueden ser absorbidas por la membrana intestinal. Esto mejora enormemente no solo la velocidad de absorción, sino también su potencia.

Lamentablemente, la industria nutracéutica no ha comenzado a adoptar los liposomas como medio para aumentar la biodisponibilidad de nutrientes y medicamentos hasta hace poco tiempo. Otro aspecto interesante de los liposomas es que su absorción prácticamente no tiene efectos adversos para nuestro cuerpo. No son tóxicos ni inmunógenos, y son biodegradables y biocompatibles. El único inconveniente es que deben prepararse en un laboratorio.

Absorción y solubilidad

La asociación de los liposomas no podía ser más simbólica. El CBD representa al recién llegado a este campo, y sus consumidores buscan sacar el máximo provecho de los beneficios que ofrece para la salud. Los liposomas son el conducto perfecto para esto, ya que ofrecen un pasaje seguro en el interior del cuerpo que garantiza que se obtenga un beneficio completo. Concretamente, la ventaja de este medio de absorción es que el CBD llega a las células en su forma más pura. Esto aumenta su potencia, lo que permite reducir la dosis necesaria. La utilización de liposomas es uno de los pocos métodos que protegen al CBD de ser parcialmente destruido por las enzimas digestivas.

El CBD ha demostrado tener un alto nivel de eficacia cuando se utiliza en dosis altas. Su acumulación en las células refuerza los beneficios positivos que ofrece para la salud. Muchos usuarios afirman que este cannabinoide les ayuda a reducir la inflamación, la ansiedad y el estrés, y a disfrutar de un sueño más reparador. Un estudio realizado en 2003 con CBD para reducir enfermedades reumáticas en ratas, reveló que su uso repetido en la zona afectada conduce a una importante reducción de la inflamación. Si este mismo principio se aplica internamente, el escudo protector que ofrecen los liposomas puede garantizar que el CBD llegue a las células necesitadas, mejorando la tasa de éxito.

La naturaleza hidrofóbica del CDB es otra razón por la que su emparejamiento con los liposomas es una unión perfecta. Dado que el CBD repele el agua, se puede combinar directamente con los liposomas durante la formación de vesículas, a menudo logrando una efectividad del 100%. Durante este proceso, el CBD no se pierde ni resulta dañado, dando lugar a un producto muy superior para el cliente. Los porcentajes de eficacia han mejorado enormemente.

Lanzamiento de un nuevo producto: aceite de CBD de 2,5% y 4% con liposomas

Elaborados con cáñamo 100% natural, ambos aceites de CBD del 2,5%4% de Cibdol representan lo mejor de la pureza y la calidad del CBD. Gracias a un proceso de purificación patentado llevado a cabo en laboratorios suizos, su pureza y consistencia están garantizadas en cada envase. El aceite dorado contenido en estos frascos es una prueba de este proceso perfeccionado. Algunos aceites de CBD de calidad inferior suelen venir en forma de aceite negro, lo que significa que tienen menor potencia y son incapaces de garantizar la pureza de todos sus envases.

Teniendo en cuenta que este producto ya es líder del mercado, ¿cómo podríamos mejorarlo? La respuesta reside en el tema mencionado con anterioridad, los liposomas. La nueva gama de Cibdol ofrece la integración de liposomas en nuestros aceites de CBD del 2,5% y 4% ya de sobra conocidos. Esta fusión conduce a una mayor potencia en cada gota, ya que las enzimas digestivas no destruirán el CBD. También se consigue una mejora en la absorción del CBD. Esto puede reducir la cantidad que se necesita para obtener una dosis óptima, haciendo que los aceites de menor potencia resulten mucho más eficientes.


Cibdol