10 razones por las que el aceite de CBD dorado es mejor que el negro

Publicado el:

Quizás te pueda parecer que todos los aceites de CBD son iguales, pero lo cierto es, que cuando hablamos de cannabidiol, la prueba está en la pureza. Las tres extracciones con CO2 más habituales para elaborar los aceites de CBD disponibles en el mercado resultan en productos crudos, descarboxilados y filtrados. Aunque el aceite de CBD crudo o "negro" es el más fácil y barato de fabricar, la ausencia de procesos repercute sobre la eficacia general del producto final.

Los aceites de CBD negros se extraen y luego se disuelven en un aceite vegetal sin someterse a ningún otro proceso. De forma similar, los aceites negros descarboxilados tienen composiciones y eficacias variables. Sólo los aceites filtrados y dorados, hechos a partir de cáñamo cultivado de forma natural en Europa, ofrecen concentraciones de CBD consistentes y ventajas potenciales para la salud. Por eso, sus consumidores siempre repiten. A continuación, repasamos 10 razones por las que el aceite de CBD dorado es mejor que el negro.

1. ES MEJOR PARA TI

Quizás las ventajas más importantes del aceite dorado respecto al negro residen en los beneficios para la salud y el bienestar. Los aceites dorados mantienen altos niveles de pureza y contienen sólo los cannabinoides esenciales y los terpenos aromáticos que potencian la eficacia del CBD.

Además, los aceites dorados se filtran, separando el exceso de materia vegetal, lípidos, ceras y clorofila de los compuestos importantes, resultando en un color dorado traslúcido. Los materiales que se retiran de los aceites negros durante la filtración, en realidad reducen el potencial terapéutico del CBD, causando náuseas y otros efectos no deseados en algunos consumidores.

2. SE SOMETE A UNA DESCARBOXILACIÓN COMPLETA

Para maximizar la potencia de los aceites de CBD dorados, primero deberán someterse al proceso de descarboxilación. Este proceso químico elimina un grupo carbonilo, convirtiendo el CBDa inactivo en CBD activo. Esto maximiza el potencial terapéutico del cannabinoide. Utilizando terminología sencilla, el descarboxilado implica calentar el cáñamo durante un periodo de tiempo hasta que los compuestos están activados y ofrecen una eficacia óptima.

3. CONTENIDO DE CBD SUPERIOR Y ESTABLE

Desde el punto de vista del consumidor, la concentración de CBD de los aceites dorados se corresponde con la indicada en la etiqueta. Gracias a unos elevados niveles de pureza, es fácil mantener una consistencia total entre la concentración de CBD en cada bote. En cambio, los aceites negros varían mucho más en cuanto a la concentración del cannabinoide y son más complicados de dosificar correctamente. Esto se debe a la textura variable de la sustancia, así como a las interferencias de sustancias químicas y conservantes que no se eliminan mediante la filtración.

Al ofrecer niveles de CBD mediocres, que varían en cada frasco, es difícil juzgar la eficacia de las extracciones crudas. Cuando se analizan, algunos aceites de CBD negros contienen concentraciones bastante dispares de lo que anuncian en su envase. En cualquier tipo de tratamiento, la constancia en el consumo y la dosificación son vitales, por lo que si se quieren obtener resultados concretos, invertir en CBD negro es inútil.

4. MEJOR SABOR Y OLOR

Al igual que con cualquier otro producto que se consume a diario, por no decir varias veces al día, los aceites de CBD deberían tener un sabor y un olor lo más agradables posible. Mientras los aceites de CBD negros tienen un sabor más terroso y amargo, los dorados contienen una gama de aromas complejos procedentes de una gran variedad de terpenos que se extraen gracias al proceso de destilado por arrastre de vapor. Es más, los consumidores no reciben el sabor de la clorofila y otros ingredientes vegetales que aportan a los aceites negros un regusto repugnante.

5. CONSISTENCIA LÍQUIDA

Uno de los aspectos más frustrantes de consumir aceite de CBD negro es la variación del estado de esta sustancia. Los aceites negros no son siempre líquidos a temperatura ambiente y necesitan ser calentados al baño maría para igualar sus distintas texturas. A menudo, el aceite se endurece y se pega a las paredes y el fondo de los botes, complicando su dosificación. Sin embargo, los aceites dorados fluyen en estado líquido a temperatura ambiente y son menos susceptibles a los cambios de temperatura.

6. EL EFECTO SÉQUITO

Lo que hace eficaces a los aceites de CBD como medicina natural es la existencia de lo que se conoce como "efecto séquito". Este fenómeno ocurre cuando todos los compuestos esenciales del cáñamo funcionan juntos para formar un efecto resultante más potente que la suma de sus partes. Este término se suele utilizar en referencia a la eficacia de los terpenos en combinación con el CBD para proporcionar una serie de beneficios integrales para la salud.

7. RECIBES LO QUE PAGAS

Aunque los aceites de CBD dorados son más costosos que las alternativas en crudo, ofrecen un tratamiento más completo, con niveles de CBD superiores y más consistentes. Así permiten al consumidor recibir sólo las partes interesantes del cannabis, dejando al margen todas aquellas que no aportan beneficios. Además, quienes consumen aceites dorados normalmente necesitan dosis inferiores a las que tendrían que administrar con aceites negros, ahorrándoles dinero a largo plazo con un consumo frecuente.

8. SIN THC

El THC, un cannabinoide esencial psicoactivo presente en el cannabis se puede encontrar en concentraciones de hasta el 0,2% en aceites de CBD negros, mientras los aceites dorados garantizan un nivel inferior al 0,05%. Una gran diferencia para consumidores que quieren evitar la ingesta de cualquier compuesto psicoactivo. Los aceites dorados son legales, aptos para el consumo y no impiden al individuo conducir, operar maquinaria o realizar cualquier otra tarea cotidiana.

9. COLOR DORADO TRASLÚCIDO

Los consumidores ya lo aprecian así, los aceites dorados son el estándar para la ingesta de CBD. La tonalidad dorada brillante del aceite es una señal que indica su pureza, sabor agradable y concentración potente de CBD. Los consumidores sólo quieren la excelencia de los aceites dorados, asociando el color con la eficacia del producto.

10. MÁS FÁCILES DE DOSIFICAR

El aceite de CBD dorado es fácil de consumir y no necesita preparaciones previas a su ingesta. Nunca tendrás que preocuparte de administrar una dosis incorrecta, gracias a una concentración uniforme que te ayuda a controlar mejor tu ingesta de CBD y calibrar tu dosis para adaptarte a tus necesidades personales. Los aceites dorados se comercializan en volúmenes y concentraciones adecuados para consumidores novatos y habituales, así como contenidos de CBD más fuertes para quienes buscan la máxima potencia en cada dosificación.

A medida que se desvelan las propiedades del CBD y más gente reconoce las importantes ventajas de este compuesto para la salud, los aceites de CBD dorados seguirán siendo los mejores productos con CBD del mercado.


Cibdol